Con el año nuevo, le estoy dando “una vuelta” al blog, y una de mis intenciones es publicar semanalmente una recopilación de las publicaciones que he leído en la blogosfera maternal y que considero interesantes para compartir contigo. Aunque mi idea es hacerlo los domingos, como ayer día de Reyes y publiqué un post “ad hoc”, esta primera recopilación sale en lunes.

Lecturas sobre Crianza:

  • Veíamos hace unos días un vídeo en Youtube donde una psicóloga recomendaba usar duchas frías como método para controlar las rabietas y para disciplinar. Leslie Power, psicóloga también, en este post llamado Las PATALETAS y su comprensión explica qué es una rabieta y cómo gestionarla sin necesidad de usar métodos punitivos.
  • En estas fechas en que tanto se ha oído “Si no eres bueno Papá Noel / Los Reyes Magos no te van a traer regalos, esta pareja de post de Myriam Moya son bálsamo e inspiración. No te pierdas estas dos lecturas: Hija mía, tú no necesitas ser una niña buena y Querida “niña mala”.
  • Carlos Costa, en su blog El Cartapacio de Gollum nos ofrece un pequeño pero intenso post precioso para explicarle a un niño Los tres niveles del mundo.

Lecturas sobre lactancia

  • Porque a veces se nos olvida para quién o por qué defendemos la lactancia, Nohemí Hervada nos lo recuerda en su post Busca esas miradas.

Lecturas sobre embarazo

  • Suu nos cuenta cómo ha influido el magnesio en las contracciones que estaba sufriendo y que la obligan a mantener reposo: Magnesio y contracciones. Y siempre vuelta a lo mismo… si esta información está al alcance de una “simple mamá”, por qué a ninguno de los tres ginecólogos se le ocurrió, porque perjudicial o peligroso no es. Además, cuando lo linkamos en Facebook, desde Diario de una mamífera nos apuntaron: Pues sí! Curiosamente el sulfato de magnesio, se utiliza en el medio hospitalario para prevenir convulsiones cuando una mujer tienen riesgo de padecer eclampsia y como efecto secundario puede provocar a posteriori una atonía uterina (Sí, inhibe la contractilidad uterina). Ademas, lo más actual, es el nuevo protocolo que ha sacado la SEGO (Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia), para utilizar el sulfato de magnesio en las mujeres con riesgo de parto prematuro como neuroprotector, para proteger el cerebro del feto.

Lecturas sobre Maternidad y Ciencia

  • Por un lado, me alegra que se sigan realizando estudios sobre lactancia. Por otro, me enfada que sigan siendo necesarios. A ver cuándo nos terminamos de convencer de que la lactancia materna es LA alimentación de nuestros bebés, y nunca se podrá comparar con ninguna otra. En fin, Una investigación española publicada en el American Journal of Clinical Nutrition ha examinado a fondo la flora bacteriana de la leche materna y ha descubierto que existe una gran diversidad microbiana, con más de 700 organismos distintos. ¿Cuántas bacterias contiene la leche materna?
  • Más “obviedades”: Un estudio realizado en la Universidad de Washington llegó a la conclusión de que los niños que recibieron un mayor sostén por parte de sus padres tuvieron un mayor desarrollo de la región cerebral vinculada con la memoria y las emociones: Mi mamá me mima y mi hipocampo crece.
  • Si te sientes torpe y olvidadiza desde que eres mamá, vives en ese “largo puerperio” en que parece que te has atontado, lee este artículo de Cristina Silvente: La maternidad cambia el cerebro de las madres y las hace más inteligentes.

Por último, un post de los que me encantan, porque me ratifica en mi convencimiento de que algo está cambiando: invitaron a las compis de la Asociación Azaral al Senado. En este post, Carol nos cuenta cuál es el trabajo que están desarrollando desde Azaral para defender el derecho de los padres y bebés a estar juntos durante un ingreso hospitalario del bebé, por qué les invitaron al Senado y con qué resultado, y nos dan información sobre qué hacer si nos encontramos en esa situación: Invitadas al Senado.

Share

contacto

Elena López

Asesora,

consultora y

formadora de Porteo

contacto

Elena López

Asesora,

consultora y

formadora de Porteo